Desarrollado por la Dirección de Nuevos Medios, ProDignidad SAS.       Plantlla : WIX     2019

La generación que puede cambiar el mundo

December 2, 2019

En el año 2037, las mujeres y los hombres que hoy tienen 12 años estarán cambiando el mundo. Escribirán ellos una pagina muy diferente de nuestra historia. Avanzarán en la solución del cambio climático, en la desigualdad social, en el acceso a la educación y el ejercicio de la política como un apostolado, muy lejos de esa idea de algunos que creen que es una oportunidad de volverse ricos.

 

Eso solo ocurrirá si quienes somos padres de esa generación, somos capaces de imprimirles los valores que requieren para poder lograr estas hazañas. Eso solo ocurrirá si cambiamos la historia y dejamos de educarlos como nos educaron a nosotros: si dejamos de decirles “No se deje pegar, al que le pegue, ¡péguele!”. Si dejamos de enseñarles que si el tendero se equivoca al dar las vueltas que se guarden la plata. Si dejamos de enseñarles que a los golpes es que se imponen las ideas y se consigue lo que se quieres, si dejamos de enseñarles que el que no piensa como yo es mi enemigo.

 

Para lograr una generación de seres humanos diferentes, tenemos que educarlos e interesarnos en lograr que sean mejores personas y mejores ciudadanos que nosotros. Nos toca ponerlos en la casa a que ordenen su cama y laven sus platos. Si al niño o la niña le vendrá bien aprender a limpiar y ser independiente. Tenemos que enseñarlos a trabajar en equipo, enseñarles que el mundo no gira alrededor de ellos, a tener empatía, a sumar capacidades. Tenemos que ayudarlos a relacionarse con todo tipo de personas, a respetar al portero, a las personas que trabajan en su colegio y a sus profesores. ¡Si toca que a veces nos pongamos en los zapatos de los maestros! Y que dejemos de estar en reuniones con los docentes reclamando porque son muy duros con nuestros pobres muchachitos.

 

Tenemos que esforzarnos en criar verdaderos caballeros, que no vean a las niñas como inferiores, que respeten, que no vean malos ejemplos en casa. ¿Qué actitud va a imitar el niño que ve que el papa golpea o grita a la mama?, ¿Qué tipo de relación tienes con tu pareja? Recuerda que puedes decirle lo que quieras, ellos siempre van a imitar el trato de sus padres.

 

Tenemos que enseñarlos con la razón y no con los golpes. La exposición de los niños a la violencia tiene efectos profundos y duraderos que pueden afectar su cerebro, generar problemas psicológicos y comportamientos de riesgo que comprometen su desarrollo físico, socio-emocional y cognitivo. Y los peor si les pegas hoy estas afectando sus posibilidades de establecer relaciones no violentas con sus parejas e hijos en la vida adulta.

 

Es por esto por lo que prevenir la exposición a la violencia durante la infancia es una de las estrategias más prometedoras para detener la transmisión inter-generacional de la violencia contra la mujer. ¡El violador eres tú! Lo aprendiste en tu casa.

 

Tenemos que empoderar a las niñas para que no permitan que les paguen menos que a los hombres, para que se quieran, se acepten y no dependan absolutamente de nadie. Para que descubran que tienen la fuerza para cambiar al mundo. Para que ni se les pase por la mente un matrimonio antes de los 25 años, para que sean capaces de cuestionar a Epa y todo lo malo que encuentran en las redes.

 

Necesitamos motivar a nuestras niñas para que levanten la mano en clase, para que como mi pequeña Maudy  lean a  Virginia Woolf y cuestionen lo que esta pasando en el país.

 

Estimulemos a nuestros niñas para que rompan las barreras y los estereotipos, nada de princesas y de cuentos de hadas. Hagamos de nuestras niñas, mujeres fuertes, capaces de ser empresarias, innovadoras, científicas, periodistas, líderes de movimientos globales, capaces de trabajar y vincular a niños y niñas con discapacidad y de comunidades marginadas en esos cambios.

 

Cuando veas a tus niños y niñas, recuerda que de lo que hagas ahora con ellos, depende el potencial que desarrollaran para llegar a ser lo que quieran ser. No te preocupes en endeudarte con regalos costosos de navidad, dedícales tiempo, enséñales con tu ejemplo a defender sus derechos presentes y promover que disfruten de un futuro más equitativo y próspero.

 

Nuestra generación perdió el año. ¿Tú que estás haciendo para cambiar el mundo? Yo por lo pronto educando a mis hijos para que lo logren.

@indagar7

Share on Facebook
Share on Twitter
Please reload